lunes, 20 de febrero de 2017

Qué Saber: Calabacín




Conocido como calabacín en España, zucchini en Italia y zapallito en Argentina, contiene folato, vitamina C, vitamina B y beta-carotenos. Todo esto y más es lo que aporta esta sabrosa verdura que, por su alto contenido en agua, tiene efectos diuréticos y bajas calorías. Todas virtudes para un alimento que admite mil formas de preparación.



El calabacín es una verdura ideal para las personas que desean adelgazar, esto se debe al contenido abundante de fibra y sus escasas calorías, de modo que si comes este vegetal de manera abundante no tienes el riesgo de engordar, pero si debes estar seguro de que si lo consumes con bastante frecuencia y acompañado de algún tipo de ejercicio físico podrá ayudarte a adelgazar.


El calabacin amarillo se come crudo y es verdaderamente delicioso acompañado con un poco de zumo de limón. De esa manera podemos obtener todos los beneficios dietéticos.

El calabacín se debe comer fresco y es recomendable no guardarlo más de cinco días en el refrigerador, pues se corre el riesgo de que se pierdan todos sus aportes benéficos.



¿En que nos beneficia el calabacín?

Para poder obtener todos sus beneficios, el calabacín debe ser cocido al vapor; también se puede comer crudo. Entre los beneficios más importantes del calabacín encontramos que este producto alimenticio contiene todo lo necesario para proteger el sistema cardiovascular.

El calabacín además posee una muy buena cantidad de vitaminas excelentes para la buena salud y apariencia de la piel. También se debe tener en cuenta que no se debe pelar. Según las investigaciones 100g de calabacín contienen 7mg, de vitamina C; esta misma cantidad ofrece 0,35g, de vitamina B3 y de provitamina A. Esta verdura es rica en fibras, ya que contiene entre 0,5g y 1,5g en los mismos 100g.

Su bajo contenido en hidratos de carbono lo convierte en un alimento ideal para las personas diabéticas; incluso debido a su escasa cantidad de sodio lo hace muy útil también en la dieta de los hipertensos. Por si fueran pocas bondades, su contenido en fibra vegetal y la presencia de semillas en su pulpa favorecen y mejoran el tránsito intestinal. 

Beta-carotenos, fibra y agua presentes en el calabacín

El zucchini es muy rico en beta-carotenos, que el cuerpo transforma en vitamina A. Los beta-carotenos protegen la piel, ayudando a contrarrestar los daños causados por el sol y favorecen el bronceado. Dadas sus propiedades antioxidantes, también ayudan al organismo a protegerse de los efectos nocivos de los radicales libres.
Su alto contenido de fibra lo vuelve ideal para quienes padecen de estreñimiento. Y sumado a su bajo contenido calórico –apenas 15 calorías cada 100gr.-, y su gran contenido de agua -95%, que le brinda propiedades diuréticas-, es ideal para dietas de baja de peso.




PASTEL DE CALABACÍN

Para esta sencilla receta solo necesitaras:
-1 calabacín
-1 huevo
-4 lonjas de jamón

Preparación:

Cortar el calabacín en rodajas y hervir hasta que estén blandas.
Batir el huevo y añadirle el calabacín escurrido, añadir el jamón cortado a la mezcla.

Sal al gusto y albahaca.

Colocarlo todo en un molde para horno redondo pequeño. Poner en el horno durante aproximadamente 11 minutos.

Si deseas agregar algún otro ingrediente de tu preferencia es válido. ¡Buen provecho!



ALGUNOS TRUCOS Y CONSEJOS:
  • A la hora de elegirlos se ha de escoger los que tengan una piel de un bonito color verde, bien brillante y sin manchas. Es preferible no comprarlos de un tamaño demasiado grande y su pedúnculo ha de estar bien firme.

  • De modo general conviene pelarlos, pero si es fresco y muy tierno, no es necesario.

  • Si los vas a rellenar córtalos a lo largo, vaciando las mitades con ayuda de una cucharita.

  • Para cocinarlos se pueden hacer directamente en algo de materia grasa o cocerlos un par de minutos antes en agua hirviendo salada y luego prepararlos de la forma pensada (horno, revuelto, etc.).

  • Cuando quieras que resulte un plato más decorativo, puedes probar a pelarlos ‘a bandas’ alternas (una banda sí y otra no).


Variedades de zapallito o calabacín

Las variedades más comunes son el alargado y el redondo, ambos verdes por fuera y blanco por dentro. Pero también los hay de piel amarilla, a rayas o jaspeada, casi siempre comestible. Procede de una planta pelosa, de hojas verdes, redondeadas y lobuladas que hoy en día se cultiva en la zona mediterránea, Holanda, Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña y muchos países de América del Sur.

Aunque la época de los calabacines es el verano, se pueden adquirir en cualquier estación del año. A la hora de comprarlos, deben ser de un color verde intenso, y firmes al tacto. Son mejores los pequeños porque tienen menos pepitas y su carne es más tierna. El corte del tallo ha de ser fresco y reciente.

No es necesario pelarlos cuando se trata de piezas tiernas. Basta con rasparlos ligeramente y luego enjuagarlos. En imprescindible guardarlos en un sitio fresco, de manera que duren, aunque comenzarán a perder parte de sus propiedades a partir del cuarto día.


FUENTES:
https://mejorconsalud.com/las-propiedades-del-calabacin/
http://www.ligadealimentacion.com/variedades-del-calabacin-y-sus-propiedades-nutritivas/
http://www.hola.com/cocina/nutricion/2013030863710/calabacin-para-cuidar-linea/
http://www.ybarraentucocina.com/recetas/verdura-de-temporada-el-calabacin/


1 comentario: