jueves, 29 de septiembre de 2016

DISEÑO PREDIAL


El gran interés en la planificación para el incremento de escala podría acarrear una falsa confianza en las actividades y estrategias predeterminadas. Hubo tempranas advertencias de David Korten y Carl Taylor que nos recordaron las limitaciones y los peligros de confiar en patrones establecidos. Carl Taylor nos advirtió de que en el trabajo de desarrollo social, “no hay soluciones universales, sino solamente procesos universales”. En la reunión de Washington, Norman Uphoff enfatizó de que lo que necesitamos es un marco referencial y no patrones establecidos, y que con demasiada frecuencia, intentamos encontrar soluciones en línea recta y a las innovaciones las volvemos rutinarias. Es frecuente que se impulse la estandarización, pero lo que probablemente se necesita es una sistematización, que es menos “estricta”. Uphoff alertó a los participantes de los peligros de ver al incremento de escala como una simple réplica (el enfoque del cortador de galletas) ya que un escalamiento en la calidad debería involucrar la multiplicación a través de una adaptación y no de réplicas. Es probable que en este contexto, también aumenten cada vez más las limitaciones de los proyectos modelo y pilotos. El énfasis en el fortalecimiento organizativo y en las capacidades de aprendizaje destacado por numerosos participantes (probablemente el único concepto más mencionado) resulta de una apreciación de las inquietudes expuestas por Korten, Taylor y Uphoff.

Uno de los grandes desafíos, que se enfrenta al establecer Unidades Agroecológicas sustentables, es alcanzar una utilización eficiente de los recursos propios del agroecosistemas, lograr maximizar las relaciones de complementariedad entre los componentes, mejorar la base biológica y la viabilidad económica y técnica. Esto es posible, sin duda, a través de un diseño predial, aspecto fundamental que permite aproximarse a los objetivos de sustentabilidad para la alimentación en la ciudades.

Agroecosistema

Es un ecosistema artificial ocasionado por la intervención del ser humano. Mediante esta artificialización se busca una mayor producción neta. De lo que se desprende que la agricultura es una actividad artificial, pero ello no significa que ésta deba ser incompatible con la naturaleza. Esta artificialidad debe basarse en un modelo de producción y aprovechamiento sostenido. Es decir, cualquier campo de cultivo, un conjunto de campos, una unidad agrícola y un paisaje conformado por diferentes unidades agrícolas son ecosistemas que para su mejor estudio y entendimiento se le llama agroecosistema.

Al igual que todas las formas de agricultura. “Agricultura Ecológica” no significa mantener un ecosistema en su forma natural. Necesariamente “agricultura” implica artificializar los ecosistemas naturales manteniéndolos en un nivel pionero, que se caracteriza por una baja tasa de respiración lo que permite una mayor acumulación de biomasa que resulta en una alta productividad neta.

En sus estados iniciales de desarrollo las especies vegetales presentan una mayor producción de biomasa que cuando llegan a un estado de madurez. Por eso las cosechas suceden antes de que el ecosistema llegue a su maduración. Por ejemplo, en la naturaleza se observa, y aún más en condiciones tropicales la velocidad impresionante con que un bosque talado se regenera, pero en la medida en que éste va alcanzando su madurez, su velocidad de regeneración va disminuyendo y con ello su producción neta de biomasa.

El arte de una agricultura bien lograda, como lo demuestra la historia a través de los siglos ha sido mantener el ecosistema en un estado intenso de producción, sin agotarlo. En los ecosistemas naturales maduros la productividad bruta es alta, pero la respiración también lo es, por lo que la productividad neta tiende a valores cercanos a cero.

Los sistemas agrícolas son creaciones humanas y sus componentes no son sólo, plantas y animales, Las expresiones conocidas de agricultura no sólo responden a las limitantes del medio ambiente, factores bióticos y de las necesidades del cultivo, éstas también expresan aspiraciones humanas de subsistencia y condiciones económicas. Factores tales como disponibilidad de mano de obra, acceso y condiciones de los créditos y subsidios, riesgos percibidos, información sobre precios, obligaciones de parentesco, el tamaño de la familia y el acceso a otro tipo de sustento, son a menudo factores críticos para la comprensión de la lógica de un sistema de agricultura. En especial, cuando se analizan las situaciones de los pequeños campesinos, fuera de las condiciones de los países del norte, el simple análisis de maximización de las cosechas en monocultivos se hace menos útil para la comprensión del comportamiento del campesino y de sus opciones agronómicas.

Los científicos agrícolas convencionales han estado preocupados principalmente con el efecto de las prácticas de uso de la tierra y manejo de los animales o la vegetación en la productividad de un cultivo dado, usando una perspectiva que enfatiza sólo un problema objetivo corno es el de los nutrientes del suelo o los brotes de plagas. Esta forma de analizar los sistemas agrícolas ha sido determinada en parte por la limitada relación entre las diferentes disciplinas y la estructura de la investigación científica convencional, que tiende a atomizar los problemas de la investigación y tener un enfoque de la agricultura orientado a lograr un solo producto. No cabe duda de que la investigación agrícola basada en este enfoque ha tenido éxito en incrementar el rendimiento en situaciones agroecologicamente favorables.

Un agroécosistema eficiente tiene como características:
  • Máxima eficiencia en la fotosíntesis, se busca plantas o un ordenamiento de estas para que aprovechen la energía solar en forma óptima, para transformarlas en sustancias útiles.
  • Debe procurarse que la estructura del sistema esté constituido por plantas con bajo nivel de pérdida de energía por respiración, para procurar una mayor productividad neta.
  • Debe buscarse que la energía asimilada se reparta hacia diferentes partes del cultivo, especialmente hacia los órganos que sean los fines del cultivo, por ejemplo: raíces, tallos, granos, etc.
No todas las plantas tienen la misma eficiencia fotosintética, el objetivo básico del mejoramiento debe ser convertir la energía solar en productos útiles como aceites, proteínas, carbohidratos, etc., El aumento en la absorción de energía puede lograrse si se aumenta el área foliar, al respecto es necesario recordar que en asociaciones de cultivos adecuados se consigue un aumento del área foliar y, por ende, un aumento de la eficiencia fotosintética.

Se sabe que una planta puede llegar a tener un índice de área foliar (IAF) óptimo cuando el 95% de la energía lumínica enviada por el sol es captada por su follaje, asimismo, la planta puede llegar a tener un índice de área foliar máximo cuando la asimilación neta es cero y el espacio entre planta y planta es cubierto totalmente por el follaje de dichas plantas.
Cuanto más artificial sea el sistema, menor será su estabilidad y resistencia (ante la sequía o el ataque de plagas, por ejemplo) y, por tanto, mayor deberá ser el aporte de los estímulos. Los agroecosistemas muy artificializados dependen mucho del hombre y si no se le adicionan los estímulos necesarios, en las cantidades y en los momentos determinados, la producción falla.” (Brzovic, Lara y Leyton 1990).



PRINCIPIOS PARA EL DISEÑO Y MANEJO DE UNIDADES AGROECOLÓGICAS

Como se señalo en párrafos anteriores, la concepción de sustentabilidad predial necesita que la Unidad Agroecológica sea considerada como un ecosistema global, en el que la investigación y la producción busquen no solamente resultados en relación a altos rendimientos en cada actividad, sino en optimizar a la Unidad Agroecológica como a un todo.

En este marco conceptual, se revisarán a continuación los principios y fundamentos agroecológicos aplicables al manejo de Unidades Agroecológicas que permiten obtener sustentabilidad biológica y viabilidad económica en las mismas.
  1. Diversificación espacial y temporal.
  2. Integración de la producción animal y vegetal.
  3. Mantención de altas tasas de reciclaje de desechos animales y vegetales.
  4. Optimización del uso del espacio, con un diseño adecuado de la superficie.
 
 
ETAPAS PREVIAS AL PLAN DE MANEJO DE LA UNIDAD AGROECOLOGICA. 


Se debe planificar el reordenamiento del manejo de la Unidad Agroecológica en el cual el se va a desarrollar el proceso de producción agroecológico, valorando Las formas de producción que se hayan implementado por las familias campesinas, indígenas y afrodescendientes de la zona.

De esto podremos decir que al implementarse algunos cambios en su transformación productiva de algunos predios, costará más que otros que hayan sido manejados de una manera más armónica (con menor depredación de los recursos).

Entre los aspectos importantes que se tienen que considerar tenemos los siguientes:

  • El piso ecológico (según la sociobioregión) en donde se implementaran las actividades productivas.
  • Como se encuentra la conservación de los suelos.
  • Las características (tamaño, fisiografía, recursos naturales) de la Unidad Agroecológica.
  • Los recursos económicos y la capacidad técnica de la que disponen las brigadas y los agricultores y las agricultoras que van a participar.
  • Si ha existido formación técnica para el manejo de los policultivos y de la crianza de animales.



PLAN DE MANEJO DE LA UNIDAD AGROECOLÓGICA.


El plan de manejo de la Unidad agroecológica viene después de que se haya hecho un estudio minucioso de los pro y los contra que se tenga al momento de realizar un cambio en el predio que las brigadas y/o los agricultores vienen manejando, estos cambios deben permitir las mejoras económicas y de la sustentabilidad. Luego esta propuesta debe ser discutida con todos los miembros de las brigadas y grupos de agricultores o agricultores, para que sean ellos quienes determinen si les conviene o no. Para lograr tener el éxito deseado es necesario que se tomen en cuenta las siguientes aspectos:

  1. Que los agricultores o las agricultoras y las brigadas cuenten con el conocimiento adecuado de la propuesta y se responsabilicen por el desarrollo de las actividades planificadas.

  1. Para la ejecución de las actividades debe contar el agricultor o la agricultora y las brigadas con el apoyo de Educadores o Educadoras Populares y Promotores o Promotoras que tengan un conocimiento suficiente de los diferentes componentes que se encuentran en la Unidad Agroecológica, así como de los que se pueden sugerir en el manejo de la misma, buscando la sustentabilidad por la mejora de la producción.

  1. Se debe planificar las actividades de una manera ordenada con el fin de no poner en riesgo la producción de la Unidad agroecológica. Los cambios se deben hacerse poco a poco. .

Para tener éxito con la metodología se debe hacer un análisis especial, a partir de dos escenarios comprendidos en:

  1. Un análisis de la Unidad Agroecológica percibiendo su estado actual ya sea en la parte agrícola como pecuaria.

  1. Y un análisis del espacio dado, a partir de una información más cuantitativa. Es decir producción por hectárea, rendimientos económicos por ha, etc.


EL PROCESO DE TRANSICIÓN 


El proceso de transición es en si el tiempo y espacio que el agricultor o agricultora y los brigadistas se tomarán para desarrollar las acciones necesarias para cambiarse de un sistema de cultivo o de crianza a otro. Es decir, es el camino que necesita recorrer. Para llevar un predio de un sistema de producción actual (convencional) a un sistema agroecológico.

En el proceso de transición se tiene que considerar los siguientes aspectos:

  • Identificación de criterios de gestión para el desarrollo agroecológico del predio.
  • Diagnóstico del predio (para conocer el estado actual).
  • Planeamiento de objetivos.
  • Identificación de los principales problemas del predio. Estado actual.
  • Selección de alternativas viables de solución.
  • Planificación de estrategias y alternativas. Para el desarrollo del plan.
  • Proyección económica de las soluciones planteadas. Presupuesto que se requiere para llevar adelante las actividades.

Es indispensable seguir un orden lógico para el logro de los objetivos y estos son:

  • Diagnóstico.
  • Planificación para el manejo, y
  • Análisis de las mejoras.



DIAGNOSTICO DEL PREDIO. 


Sirve para identificar los principales factores que limitan la producción de la Unidad Agroecológica, y especificar las posibles acciones a tomar, además permite conocer la forma como los agricultores o las agricultoras y las brigadas manejan sus Unidades agroecológicas y analizar porque de ese manejo, ya que responderá a una lógica productiva, sujeta a un análisis económico, ambiental, tecnológico, social y cultural.


Para realizar un buen análisis en el diagnóstico se requiere de bastante habilidad, y experiencia en la toma de la información. A la vez conocimientos de los procesos tecnológicos que se manejan en la zona. La importancia de este proceso recae en que, la recomendación y planificación de las actividades que se requieran para un manejo sustentable de la Unidad Agroecológica, tomaran como base el análisis realizado. El éxito o el fracaso de un plan está basado en la realización del diagnóstico, si se ha considerado todos los pormenores y si se ha realizado un análisis profundo de los problemas que en la actualidad está atravesando la Unidad agroecológica, los resultados serán positivos.


Croquis de la Unidad Agroecológica. 


En el proceso de diagnóstico, el croquis es uno de los primeros pasos que debe realizarse, debiendo ser dibujado por el grupo, para la cual es adecuado lograr la participación de la comisión de producción de las brigadas o de los grupos de agricultores o agricultoras. Este croquis, en algunos casos, puede ser reestructurado cuando se realiza el recorrido para levantar la información. Debiendo resaltarse la distribución de las áreas con:
-Cultivos - Frutales
-Pastos - Distribución de árboles.
-Bosque - Huertos.
-Casa - Caminos de acceso.
-Corrales - Áreas de descanso.
-Canales - Fuentes de agua.

Si el área a cultivar quizás pueda tener más de un predio o componente, cada uno debe contar su respectivo croquis y con toda la información del área que dispone, ya que de ello dependen las actividades reproductivas y productivas. Si se pretende plantear un manejo sostenido de sus recursos, el plan debe tomar en cuenta lo que actualmente dispone.


Estratificación de la Unidad Agroecológica. 


La estratificación se realiza siempre con la finalidad de tener un orden de manejo, ya que esta actividad nos permite visualizar el número de lotes o campos y el área utilizado por cada lote o campo. Generalmente el predio se divide en unidades de manejo que son los lotes o campos (subsistemas). Por eso es necesario:

  • Identificar adecuadamente los lotes o campos existentes.
  • Reflexionar acerca de si la estratificación es la adecuada.
  • Realizar la propuesta de una nueva estratificación.

Los lotes o campos deben ser señalados con números o incluyendo algún nombre que facilite la identificación del responsable o la responsable, debiéndose enumerar comenzando por la parte superior de la Unidad agroecológica para facilitar la graficación del transepto, que debe ser semejante a la del croquis planteado, y poder así ordenar los lotes de acuerdo a la pendiente predominante del terreno.


Área de los lotes o campos.


Es importante saber cuál es el área del lote o campo y las medidas del perímetro (m) de cada uno de los lotes y del conjunto de la Unidad Agroecológica. Estos datos facilitan la planificación y proyección de los rendimientos.


De hecho los lotes o campos presentan figuras irregulares: cuadrados, trapecios, triángulos, etc. En cada caso se tiene que recurrir a las formulas establecidas para cada una de las figuras geométricas, para determinar sus superficies.


Para determinar el número de árboles que se pueden sembrar en los lados de cada uno de los lotes o campos (de acuerdo a la propuesta de implementación del subsistema forestal de cercas vivas productivas; se propone la siembra intercalada de frutales o especies, arbustos y/o raíces y tubérculos en línea en cada uno de los lados de los lotes formados) se suma la longitud de los lados de cada uno de los lotes. Cuando uno de los lados forma parte de dos lotes esta dimensión se tomará en cuenta una sola vez.


Levantamiento de información por lotes y por subsistemas agroecológicos.

Esta información obtenida debe ser bien pormenorizada, primeramente de los lotes y luego de los subsistemas de producción, de esta manera por lo menos registrar lo siguiente:


Subsistema suelo 

Para determinar en qué suelo está implementado el sistema de cultivo se recurre a tomar los siguientes datos:

  • Anotar las características físicas como son: Color y textura, Compactación, Profundidad, pendiente, Pedregosidad y erosión.

  • Las Características biológicas: Contenido de materia orgánica, número de lombrices por metro cuadrado, Tipo de manejo del suelo.

Subsistema cultivo 

Se refiere a que cultivo tiene en la Unidad Agroecológica y como lo viene manejando, es decir bajo qué forma de manejo (asociaciones que hace, densidades que maneja, especies que está desarrollando, épocas de siembra, número de deshierbes por hectárea y por año, tipo de foliares que utiliza, épocas de cosecha, destino de la producción, destino de los residuos de cosecha etc.).



Subsistema riego / humedad 

Se obtiene información necesaria para determinar cuál es el sistema de riego que usa para sus cultivos, si es natural o cual es la fuente de donde obtiene el agua, si tiene reservorios o tanques en las parcelas, tiene canales de riego, cual es la frecuencia y el volumen de agua que usa en el riego, como maneja la humedad, problemas principales en el manejo del agua y si hay presencia de sales.


Subsistema pecuario (si está presente o considerar en la propuesta) 

Análisis de la situación actual de los pastos, que tipo de especies produce para su ganado bovino, cuantos deshierbes por año, número de cortes por año, cuantos animales soporta por hectárea y que tiempo, tipo de manejo, precio que vende el ganado y rendimiento en kilogramos por metro cuadrado y por hectárea.


Análisis del sistema de crianza, especie y cantidad que tiene de cada una de ellas, que tipo de alimentación les proporciona (forrajes o balanceados), si realiza un control permanente de los parásitos de los animales, si los maneja estabulados o semi estabulados o de qué manera, el uso que le da al estiércol producido por los animales, y el precio al que vende las diferentes especies.


Subsistema Agroforestal. 

Forestación o reforestación.- El área que a forestado o reforestado, el estado de la plantación, cuales son las especies predominantes, edad de la plantación, el fin que se le da a la producción y el volumen de la producción por hectárea. Agroforestería.- Que especies frutales, maderables o arbustos tiene sembrados, número de árboles por hectárea, edad de los árboles, el uso que les da a cada una de ellas y los arreglos temporales o espaciales que les da.


Evaluación de la información recolectada para el plan de manejo 

Luego de tener toda la información respecto a la Unidad Agroecológica estudiado es necesario evaluar las fortalezas y limitaciones.


Fortalezas respecto a:
  • Rotación de cultivos.
  • Uso de estiércol procesados.
  • Disponibilidad adecuada de agua de riego, Y otros.

Limitaciones en:
  • Escasa mano de obra
  • Suelos erosionados
  • Bajo contenido de Materia Orgánica
  • Presencia de monocultivo
  • Plagas y enfermedades.
  • Bajos rendimientos y otros.



PLANIFICACIÓN DE LA UNIDAD AGROECOLÓGICA


Lo que se requiere con esto es mejorar lo que se tiene mediante un reordenamiento de sus cultivos y la crianza en la Unidad agroecológica e implementar algunos cambios con el fin de que los objetivos se cumplan y mejore su nivel de producción y de vida sin degradar el medio ambiente y asegurando la alimentación de la familia.

Si existe ya realizado un buen diagnóstico de la Unidad agroecológica, es necesaria una buena planificación, tomando en cuenta sus intereses, aspiraciones, y proyecciones.


Las recomendaciones de una nueva estructura del diseño predial es importante que se entiendan perfectamente del manejo actual de los cultivos y los cambios recomendados, para seguridad de lo que se va ha invertir.


Principios y objetivos del plan de manejo. 


Como principios que orientan un buen diseño predial son:
  • Conservación y manejo adecuado de suelos.
  • Reciclaje de nutrientes.
  • Diversidad productiva y sostenida.
  • Protección fitosanitaria, en forma preventiva.
  • Equilibrio de los componentes de la Unidad Agroecológica.

Objetivos del diseño predial.
  • Establecer sistemas de cultivo y de crianza que le permitan la diversidad en la producción.
  • Establecer sistemas viables acorde de la ubicación geográfica.
  • Obtener una producción sostenible a través del tiempo, sin deteriorar los recursos naturales.
  • Promover la autosuficiencia alimentaria.
  • Promover el equilibrio entre la producción para el consumo y el consumo.
  • Conservar y regenerar los recursos naturales.
  • Usar tecnologías acorde al medio ambiente.
  • Activar mecanismo de autogestión.

Sistematización de las recomendaciones. 

La sistematización de las recomendaciones es de vital importancia, ya que nos permite tener fuentes de información que ayudarán a corregir problemas del agricultor en posteriores momentos.

Si la recomendación a tenido éxito o ha fracasado es indispensable tener la información sistematizada, ya sea para soluciones o prevenciones de la recomendación.


Análisis de las mejoras. 

El análisis de rentabilidad es una herramienta muy importante en cualquier sistema de producción, pues permite monitorear y evaluar el desarrollo del sistema de la Unidad Agroecológica propuesto.
  1. Inventario de la finca al iniciar el proceso, Es una práctica importante porque nos permite valorizar económicamente los recursos productivos de cada predio y tener una línea base al inicia del plan del diseño predial, este inventario debe realizarse por lo menos cada año.
  2. Registro de Inversiones, Es importante registrar todas las compras que se hagan para la ejecución del plan, por ejemplo la adquisición de herramientas, equipos, maquinaria, plantas para la siembra y infraestructura.
  3. Registros de costos de producción, Aquí se debe tomar en cuenta los gastos en insumos y actividades necesarias y realizadas para producir en las tres actividades antes anotadas como son: agrícolas, ganaderas y forestales.


FUENTES:
http://todaslasmanosalasiembra.globered.com/categoria.asp?idcat=41
http://conciencia-sustentable.abilia.mx/descuentos-predial-azotea-verde-mexico/
http://www.leisa-al.org/web/index.php/volumen-17-numero-3
 
 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario